LOS HOMBRES GLACIALES

Capitulo IX

Bien, amigo; vamos a comentar ahora algo sobre los hombres glaciales. Es urgente comprender el proceso de revolución de los ejes de la Tierra los cuales acarrean distintas glaciaciones.



Se nos ha dicho que antes de la pasada glaciación, los polos de la Tierra se encontraban en la zona que corresponden a la línea ecuatorial, en forma tal que lo que era Ecuador se convirtió en polos y viceversa; esto origino el hundimiento de la Atlántida; es claro que por tal motivo cambio la geografía terrestre.

Se ha encontrado en el polo norte carbón vegetal, y en la Siberia a orilla de los grandes ríos, se han descubierto animales antidiluvianos, que perecieron por el frió y el hielo, tales criaturas completamente tropicales fueron sorprendidas de un momento por otro por el hielo, y la nieve, entonces perecieron.

La primera raza humana que existió en el mundo, vivió en el casquete polar norte, en la Isla Secreta. Tal región fue tropical y estuvo, como ya dijimos en la zona ecuatorial, aunque mas tarde debido a la revolución de los ejes de la Tierra, viene a ocupar el lugar que actualmente tiene, esta primera raza fueron los hijos del Sol. La primera raza que vivió en esa región fue completamente protoplasmática. Los cuerpos de las gentes eran dúctiles, elásticos, podían agigantarse a voluntad o empequeñecerse; no tenían la consistencia física de la actual humanidad.

Sin embargo, las personas de tal raza eran felices, percibían el mundo y las cosas en forma integra, completa. No solo veían lo meramente físico sino que también además podían ver el alma y el espíritu de todos los seres y las cosas. La Tierra entera tenia entonces un bellísimo color azul intenso con sus mares y montañas.

Aunque parezca increíble la primera raza que existió fue de un bellísimo color negro. Empero resulta comprender un poco difícil a las gentes actuales, que en sus polos de aquellas gentes y en su rostro en general a pesar de ser una raza de color, pudiera brillar cierto color y cierto matiz semejante a la del fuego.

El sistema de reproducción era completamente diferente al actual; los seres humanos se reproducían en una forma muy parecida a la división de las células orgánicas. Ya sabemos que una célula se divide en dos y que las dos se dividen en cuatro, y que las cuatro en ocho etc. Así también el organismo del padre-madre completamente andrógino, pues no era ni masculino ni femenino, sino tenia ambas polaridades a la vez, en determinado momento se dividía en dos, del madre madre por decirlo así se desprendía, el hijo, y este era un acontecimiento profundamente religioso.

A muchas personas podrá parecer celes extraño, una raza de andróginos, mas es obvio que la primera raza fue así.

La gente de la raza protoplasmática, tuvieron templos maravillosos, grandiosas ciudades y riquísima sabiduría.

Por entonces vivió en la Tierra un hombre con Alma de Ángel “Uriel" quiEn tuvo cuerpo físico humano; el escribió un grandioso libro con caracteres rúnicos, nórdicos y cumplió una bellísima misión enseñando a la humanidad de aquella Época.

Esa raza protoplasmica es El Adán Solus del que habla la Biblia; ese Adán del cual no se había extraído la Eva de la mitología hebraica.

Han pasado los siglos muchísimos millones de años y sin embargo, aquellas raza a pesar de haberse transformado en otras, se conserva todavía en formas muy originales y esto es algo que puede sorprenderles.

Quiero decirles que no todos los individuos de aquella raza desaparecieron de la faz de la Tierra; hay cierto grupo de tales gentes primigenias que todavía viven aquí en la Tierra.

Ese misterioso grupo reside actualmente en una ciudad secreta subterránea ubicada exactamente en el polo norte. Esos son los hombres glaciales, que para bien de esta humanidad doliente, aun existen.

Lo que mas asombra es que dichos individuos o dicho grupo correspondiente a la primera raza, a pesar de haberse aislado para evitar todas esas transformaciones orgánicas que dieron origen a los millones de seres humanos que pueblan la faz de la Tierras., no solo hayan conservado su pureza original sino que además, y esto es lo mas notable, lograron una metamorfosis única, especial, extraordinaria.

Actualmente los miembros de tal grupo tienen hermosas presencias de tamaño humano semejante al nuestro, cuerpos perfectos de carne y hueso y gran sabiduría.

Ellos son realmente: el prototipo viviente de lo que deberían ser todas las gentes de la Tierra.

No hay duda de que su ciudad subterránea bajo los hielos polares es formidable, maravillosa poseen una alta técnica ultramoderna; cuentan con aparatos mecánicos que corresponden a un remoto futuro; están pues adelantados en el tiempo.


Es formidable que tales hombres glaciales habrán de auxiliarnos muy especialmente en las guerras futuras, ya a través de la medicina, curando enfermos, sanando heridos, y a través de la ciencia atómica, química, procurando servir a las victimas de las bombas microbianas o de la energía nuclear, etc., etc., etc.

Ellos pueden asistir a las gentes y pasar desapercibidos por doquier ¿Cual es la razón de que se haya conservado esa raza sin mezclarse con la nuestra?. Es claro que los hombres de la primera raza pasaron por muchas transformaciones antes de convertirse en Hiperbóreos, se desprendían esporas oviformes. Tales esporas oviformes se convertían en nuevos organismos independientes.

Después de los hiperbóreos vinieron “Los Lemures o Los hijos del tercer Sol; gentes hermafroditas de carne y hueso que se reproducían por gemación. De tal ovario se desprendía un huevo que después de cierto tiempo se habría para salir de ahí una criatura que se alimentaba con los pechos del padre-madre.

Tal raza lemur se dividió en sexos opuestos después de muchos millones de años, ese acontecimiento esta simbolizado en la Biblia con la alegoría aquella en que Jehová extrae una costilla de Adán, a Eva.

Es claro que después de haberse dividido los seres humanos en sexos opuestos, la reproducción se realizo entonces por cooperación sexual; ese es el sistema que tenemos actualmente.

Como van ustedes escuchando la raza primitiva original se transformo en otras razas a través del tiempo y de los siglos, paso por interesantes metamorfosis, evoluciones e involuciones, etc., pero hubo cierto grupo repito, de aquella raza primitiva original que se aparto de todas esas sucesivas metamorfosis, y que se conservo pura y virginal hasta nuestros días. Esos son los hombres glaciales.

¿Es posible visitar a esos hombres glaciales?. Claro que si es posible, si logramos meter el cuerpo físico dentro de la cuarta dimensión; entonces enseñamos la clave, explicamos que cada individuo tiene su madre naturaleza particular y que si nos concentramos profundamente en ella en instantes de estarnos adormeciendo, rogándole y suplicándole el favor de meter nuestro cuerpo físico dentro de la dimensión desconocida, ella nos ayudaría en ese sentido; entonces afirmamos que solo restaba levantarnos del lecho cuidadosamente conservando el sueño como si fuéramos sonámbulos, pero eso si, con la conciencia bien despierta.

En estas circunstancias, flotando en el medio ambiente de la cuarta vertical, podríamos visitar la ciudad de los hombres glaciales. Es claro que se necesita mucha fe, amor al Cristo, anhelo verdadero. Solo así es posible el triunfo.

SOLIM SA LA RA.

PAZ INVERENCIAL.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los invitamos a contarnos su historia y la publicaremos. Gracias

VIDEOTECA

© SOLIM SA LA RA. | Powered by Blogger | Design by Enny Law - Supported by IDcopy